jueves, 27 de diciembre de 2012

2.012, It's all your fault.

Estos días he recibido muchos mensajes de apoyo vía Twitter. Mensajes de gente que a pesar de no conocer personalmente, forman parte indispensable de mi día a día. Gente, que me conoce más que muchas personas que me ven a diario.
Los que me conocéis desde hace tiempo sabéis de sobra la delicada situación que atraviesa mi vida. Y habéis ido aceptando mi manera de ser (a veces dulce, a veces amarga, otras pizpireta y alocada,  otras revolucionaria y cagomentodo, pero nunca insensible). Y lo que más me impresiona es que aún así, os habéis quedado a mi lado.

El último año, he conocido gente impresionante en Twitter.  A algunos incluso os he conocido en persona, o nos hemos dado el número de teléfono y hablamos casi a diario.
No voy a nombrar a nadie, porque cada uno sabe lo suyo y con esta cabeza que tengo, seguramente me olvidaría de mencionar a alguien (y no me gusta quedar mal).
He conocido personas de muchos sitios de España, Cántabros, Vascos, Madrileños, Catalanes, Gallegos, Andaluces, Albaceteños, Valencianos, Asturianos, Aragoneses... incluso gente de otros paises; jóvenes, no tan jóvenes, hombres, mujeres, super womans, guapos, no tan guapos, fierecillas, y no tan fierecillas, curas, pecadores, sabios, poetas, musas, poetas y sus musas, revolucionarios, inconformistas, pasotas, fumetas, rubias, morenas, pelirrojas y no tan pelirrojas... (jajaja).
Pero todos tenéis  algo en común, que sois personas excepcionales. (Y a vuestros tuits me remito).

Sin vosotros, sin vuestros tuits, sin vuestro apoyo, me hubiese costado muchísimo más digerir este 2.012, mantener mi sentido del humor y sobretodo, no perder el norte y seguir siendo yo!!!

Y después de pensar en todo esto, he llegado a una conclusión, me queréis. ¡Y punto!

No, ahora en serio, he llegado a la conclusión que si mis sueños solo los deseo yo, puede que lleguen a cumplirse, pero si también los desean personas excepcionales como vosotros, las probabilidades de que se cumplan aumentan! O al menos me habéis hecho querer creer que así será.

Hay muchas maneras de dar las gracias y a mí me gusta darlas con música. Se me ocurren varias canciones para agradeceros todo lo que siento, pero sin duda, la mejor, es esta:



"Thanks for your patience.
 You're the best listener that I've ever met
You're my best friend"





I had no choice but to hear you
You stated your case time and again
I thought about it

You treat me like I'm a princess
I'm not used to liking that
You ask how my day was

You've already won me over in spite of me
And don't be alarmed if I fall head over feet
Don't be surprised if I love you for all that you are
I couldn't help it
It's all your fault

Your love is thick and it swallowed me whole
You're so much braver than I gave you credit for
That's not lip service

You've already won me over in spite of me
And don't be alarmed if I fall head over feet
Don't be surprised if I love you for all that you are
I couldn't help it
It's all your fault

You are the bearer of unconditional things
You held your breath and the door for me
Thanks for your patience

You're the best listener that I've ever met
You're my best friend
Best friend with benefits
What took me so long

I've never felt this healthy before
I've never wanted something rational
I am aware now
I am aware now

You've already won me over in spite of me
And don't be alarmed if I fall head over feet
Don't be surprised if I love you for all that you are
I couldn't help it
It's all your fault

jueves, 13 de diciembre de 2012

Voy a encontrar a otro Tú.

Cuando una relación termina, no se miden los daños por el tiempo que ha durado, sino por la intensidad de esta. Y como pasa casi siempre, en cualquier relación fustrada siempre hay una de las dos partes que se lleva lo peor.
Me han rechazado, sí, pero ni es la primera vez, ni será la última.
Si os digo la verdad, es la primera vez en mi vida que me pasa algo así. Pero bueno, supongo que tiene que haber una primera vez para todo.
Me han rechazado muchas veces, pero lo normal era que me rechazaran cuando aún no me había unido nada a esa persona.
Este ha sido un caso totalmente diferente.
Prefiero ahorarme los detalles del cómo, el cuándo y los porqués para no herir sensibilidades...porque creo que no soy nadie para juzgar los sentimientos y decisiones de nadie. Y menos de alguien a quien considero parte de mí.

El hecho es que cuando te pasa una cosa así, a los 20, te pasas meses y meses machacándote emocionalmente, pensando que no vales nada, que qué has hecho mal... que nunca encontrarás al hombre de tu vida...etc, etc, etc.

Pero a los treinta y pico, la cosa cambia.

Cuanto mayor te haces, más se acelera el proceso del "luto" (negación, ira, negociación, depresión y aceptación). Cabe destacar que el hecho de ser adorable, de saberlo y de que la persona que te rechaza te lo reconozca, hacen que el proceso sea más rápido, aunque no menos doloroso.
Por eso, hoy, y tras un mes de "luto" he decidido que esta historia ya no tiene más sentido que el que tiene... que me quedo con los buenos momentos que hemos compartido,  con las miradas cómplices, las sonrisas, los besos, las payasadas, la pizza, el supermegafreestyle y el tal para cual.
Que fue una historia corta, pero muy bonita y a mi me gusta quedarme con las cosas bonitas que me da la vida.
Que espero que esa felicidad que me deseó, la encuentre él también.
Que yo sé que hice todo lo que estuvo de mi mano para que él se quedara a mi lado y que aunque esa persona no ha actuado como debería, me adora, me aprecia y me respeta.
Que respeto sus razones, pero más me respeto a mí.

Que una sabe valorar lo que tiene alrededor, pero con los años aprende a valorarse más a sí misma.

Que como dice la canción de John Mayer...

"Now I'm gonna dress myself for two
Once for me and once for someone new".
I'm gonna find another You!!!



It's really over, you made your stand
You got me crying, as was your plan
But when my loneliness is through, I'm gonna find another you

You take your sweaters
You take your time
You might have your reasons but you will never have my rhymes
I'm gonna sing my way away from blue
I'm gonna find another you

When I was your lover
No one else would do
If I'm forced to find another, I hope she looks like you
Yeah and she's nicer too

So go on baby
Make your little get away
My pride will keep me company
And you just gave yours all away
Now I'm gonna dress myself for two
Once for me and once for someone new
I'm gonna do somethings you wouldn't let me do
Oh I'm gonna find another You..

miércoles, 28 de noviembre de 2012

Ya nadie me escribe como antes.

Al cabo del día recibo un alud de información escrita. Prensa, redes sociales, mensajes de whatsapp...

El caso es que los últimos días he adquirido un grado de saturación comunicativa con mi mundo más cercano y ayer al abrir el buzón y ver que sólo había publicidad y facturas, pensé:

 "Ya nadie me escribe como me escribía antes".

Con lo bonito que era estar días, meses o años sin saber nada de alguien y de repente recibir una carta de tres páginas, o un e-mail. Porque también hemos dejado de mandarnos e-mails personales.
Desde que tenemos whatsapp o FB o TW, nos limitamos a pequeños mensajes...eso sí, a todas horas.

Y yo, qué queréis que os diga, añoro la calidez de las cartas escritas a mano, de los tachones, del olor del papel. Y en ocasiones, no es que no quiera saber como están mis familiares y amigos, es que para explicarme según qué cosas, prefiero que escriban o que me llamen, oír su voz, sus risas, y si lloran poder decir unas palabras al oído.

Como ya os he dicho antes, añoro esas cartas que llegaban de vez en cuando. Las de las amigas que viven lejos, las de la familia con fotos de las últimas cenas juntos... las de los amores que nunca llegaron a traspasar el papel y que tuvimos guardadas en el cajón de la mesita de noche tanto tiempo (esas que siempre llevaban una gotita de colonia).

Puede que a los más jóvenes, a los que han nacido con un teclado debajo del brazo, les pueda parecer extraño... por eso, me gustaría que si leéis esto, lo hagáis...probad a enviar una carta a alguien y esperar unos días a recibir respuesta.  Y contadle a esa persona todas esas cosas que no da tiempo a contar en un mensaje de pocas letras.

Como canción, nada mejor que el All my loving de mis idolatrados Beatles (versión de la película Across the Universe).

"And then while I'm away I'll write home every day and I'll send all my loving to You"

 

     

miércoles, 3 de octubre de 2012

Los diez mandamientos de una rockera.



1-Amarás el Rock and Roll por encima de todas las cosas.
2-No tomarás el nombre de los rockeros muertos en vano.
3-Santificarás woodstock y demás festivales míticos.
4-Honrarás... a los clásicos.
5-No matarás... las horas con reguetón.
6-Cometerás actos impuros...muchos.
7-No robarás... compartirás, en todo caso.
8-No levantarás falsos testimonios ni mentirás...sobre los conciertos a los que asistes.
9-Consentirás pensamientos y deseos impuros.
10-Codiciarás los bienes ajenos... sobretodo las ediciones limitadas de grandes clásicos del rock.

No olvides que si sigues al pie de la letra estos mandamientos arderás por dentro como en el mismísimo infierno.

jueves, 13 de septiembre de 2012

Sensaciones orgásmicas.

Quitarse los zapatos tras horas de caminata.
Lamer la punta del cuchillo después de hacerte un bocata de nocilla.
Cortar la etiqueta al jersey nuevo.
Guardar un secreto, guardarlo, guardarlo y guardarlo hasta que un día lo puedes contar.
El "Chsss" de una lata de cerveza bien fría en una calurosa noche de verano.
Querer, y poder.
Mandar un mensaje a alguien y que te responda al momento.
Ese momento en el que, tras horas de picor, no te mira nadie y te rascas la teta.
Recordar de repente un nombre que has tenido todo el día en la punta de la lengua.
Cuando pasas haciéndote la remolona al lado de esa persona y te roza con alevosía y premeditación.
Una ducha de 43minutos...con final feliz.
Apagar la tele en el momento justo.
El chocolate caliente.
Que el chico de la tienda de la esquina te devuelva la mirada.
Un chaparrón en una tarde de verano.
Un día de invierno en la playa...


...

Y de entre todas las sensaciones orgásmicas, mi favorita: 
Tú,  



jueves, 23 de febrero de 2012

De perlas, diamantes y momentos únicos.

No. No os asustéis. No he venido a hablaros de la superficialidad de las joyas. Si no de personas que en algún momento de nuestra vida se han convertido en una joya de valor incalculable, dignas de una Reina.

Referirme a personas como perlas y diamantes es una idea reciente, gracias al escritor Albert Espinosa, y a su libro "Si tu me dices ven, lo dejo todo...pero dime ven".
En uno de los capítulos del libro, uno de los personajes, le explica al protagonista que tiene un montón de fotos de personas que en algún momento han sido perlas en su vida. Y que algunas, se habían convertido en algo más que perlas, en almas que se funden con la tuya propia.

En mi vida, por suerte para mi, me he topado con muchas de estas perlas. Y alguna se ha convertido en diamante.
No todas esas personas han formado parte de mi vida. En ocasiones han sido encuentros fugaces, charlas de parada de autobús, y en otras ocasiones personas que han estado en mi vida un tiempo determinado y luego han desaparecido. Pero todas ellas han aportado su brillo.
Por poneros un ejemplo:
-Hace poco, viajé en tren a otra ciudad. Cerca de mí, había una señora de unos 70 años. Era una mujer elegante y se le notaba que de joven debió haber sido muy guapa. La conversación, la empezó ella hablándome de las virtudes de mi pelo (tengo una melena llamativa). 
A mi me hizo gracia. Siempre nos gusta que nos halaguen y más si lo hacen con educación y simpatía. Mientras me hablaba de mi pelo, pude ver en sus ojos un cariño, una admiración y una emoción especiales. Era como si ya la conociera, como si hubiera hablado con ella mil veces. Y sin embargo aquella era la primera vez que la veía.
Todo esto sucedió en el andén, y al subir al tren ninguna de las dos dudó en sentarnos juntas. Pues bien, os puedo asegurar que en el transcurso de aquellas dos horas que duró el viaje, mi mundo se paró. En aquel vagón escuchando a aquella mujer, compartiendo historias y anécdotas como si fuéramos abuela y nieta. O es más, incluso dándonos consejos mútuos como si fuéramos amigas que hace años que no se ven.

Esa mujer, en ese tren fue una perla en mi vida. Aún la recuerdo a menudo y pienso en las cosas que me dijo y en la energía que me transmitió. Y me arrepiento de no recordar su nombre, incluso de no haberla fotografiado para que formara parte de mis recuerdos para siempre. Porque sé que algún día la olvidaré.

Otras perlas de mi vida han sido por ejemplo amistades fugaces. De esas que aparecen en un momento puntual de tu vida en el que las necesitas y desaparecen de repente cuando todo va a mejor (a esos durante muchos años los auto denominé "mis ángeles e la guarda". No me preguntéis porqué).

Y otras que también han pasado por mi vida están aquí, en internet.
Personas con las que interactúo y tengo un feeling especial sólo con las palabras. Personas que sin conocerme personalmente, me conocen casi más que a mi misma. Algunas que conozco desde hace años, otras no tanto, pero personas que en algún momento han sido o son mis perlas. Ya sea compartiendo historias o aconsejándome, o dándome apoyo en momentos de mi vida que fueron duros.

Luego están las perlas que han acabado siendo diamantes.
Una es una amiga de la infancia. Otra un amigo de reciente adquisición. Ambos me leen el pensamiento sólo con mirarme a los ojos. Y los dos me hacen ver el mundo de otro modo cuando pierdo el norte. Con ellos no solo se para mi mundo, se para el universo entero. Un día con ellos es como un año con cualquier otra persona.

¿No os ha pasado nunca que una persona os ha hecho de puente para conocer a otra, o para conoceros mejor a vosotros mismos? ¿O para abriros la mente en algún tema o hacer que vierais infinidad de colores donde antes sólo veíais el gris? Pues si os ha pasado, puede que esa persona sea una de vuestras perlas.

Y es que las perlas tienen la capacidad de parar nuestro mundo por unos instantes y hacer que vuelva a girar con más fuerza.

La canción de hoy, la pongo porque aparece en el libro y porque cuando por el motivo que sea perdemos a una de estas perlas...tenemos que seguir adelante, para encontrarnos con otra.

El espectáculo siempre debe continuar...

domingo, 29 de enero de 2012

Come back

If I keep holding out
Will the light shine through?
Under this broken roof
It's only rain that I feel
I've been wishin' out the days
Oh oh oh
Come back

I have been planning out
All that I'd say to you
Since you slipped away
Know that I still remain true
I've been wishin' out the days
Please say that if you hadn't have gone now
I wouldn't have lost you another way
From wherever you are
Oh oh oh oh
Come back

And these days, they linger on, yeah, yeah
And in the night, I've been waiting for
The real possibility that I may meet you in my dreams
I go to sleep

If I don't fall apart
Will my memory stay clear?
So you had to go
And I had to remain here
But the strangest thing today
So far away and yet you feel so close
I'm not going to question it any other way
There must be an open door for you
To come back

And the days they linger on, yeah
And every night what I'm waiting for
Is the real possibility that I may meet you in my dreams
Sometimes you're there and you're talking back to me
Come the morning I could swear that you're next to me
And it's ok

It's ok, it's ok

I'll be here
Come back, come back
I'll be here
Come back, come back
I'll be here
Come back, come back

viernes, 20 de enero de 2012

Besos.

Besos, dulces. Besos picantes. Besos con sabor a bienvenida.
Besos en la mejilla. Besos con picardía (esos que sin querer se acercan a la comisura de los labios).
Besos en la mano, besos en la espalda, besos en el cuello.
Besos de lengua vergonzosa y otros de lenguajes intensos.
Melancólicos y largos besos de despedida.
Besos que dicen "te quiero", y otros que dicen "te he echado de menos".
Besos absorbentes, besitos dispersos.
Sean como sean, siempre, besos.
Sin olvidarse, por supuesto, del primero.

Canción:
Tema de los 80 de Hunters & Collectors (versión de Eddie Vedder) que en algún momento dice:

"I will kiss you in 155 places"

My silent suffocation

I'm giving up the ghost of love
In the shadows cast on devotion
She is the one that I adore
Queen of my silent suffocation
Break this bittersweet spell on me
Lost in the arms of destiny
...Bittersweet

I won't give up, I'm possessed by her
I'm wearing the cross, she's turning to my good
Break this bittersweet spell on me
Lost in the arms of destiny
Bittersweet, I want you (I wanted you)
And I need you (and I needed you)
Break this bittersweet spell on me
Lost in the arms of destiny
Break this bittersweet spell on me
Lost in the arms of destiny
Bittersweet...




VERSIÓN CON LETRA AQUÍ

*Rock and Love*

lunes, 16 de enero de 2012

Dime lo que escuhas y te diré como eres.

Siempre que conozco a alguien, una de las primeras preguntas que me vienen a la mente, es: ¿qué tipo de música escuchará esta persona?
Creo que la música que escuchamos, define nuestra personalidad igual que lo que hacemos, decimos o pensamos. Igual que lo que leemos, o lo que vemos por la televisión, o por qué página empezamos a leer un periódico.
Son pequeños detalles de nuestra personalidad que muchos pasan por alto, pero yo no. Yo siempre quiero saber más.
Hace poco, conocí a una persona que de entrada, parecía interesante, pero luego supe la música que escuchaba y lo que miraba por la tele, y la verdad, me cayó al suelo...luego su gilipollez, me acabó de confirmar que con esa persona jamás tendría nada parecido a una relación social aceptable.
Puede que esto os suene muy poco condescendiente, pero los gustos y las afinidades existen por algún motivo.
Los que me seguís desde mi otro blog, hace ya cuatro años que sabéis mucho acerca de la música que mueve mi mundo, pero hay mucha de esa música que jamás he compartido con vosotros. Hasta hoy.

Os dejo este enlace a mi Grooveshark. Hay unas cuantas listas. Aún faltan algunas, y en algunas, faltan muchas canciones (algunas porque no están, otras porque aún no he tenido tiempo de agregarlas), pero así a grosso modo, está mi esencia.




*Nota: La lista bajo el título "motivación..." es una lista conjunta que estoy haciendo a partir de los "temas motivacionales" que me mandan mis seguidores en Twitter (de ahí que sea tan variopinta, que no por eso deja de ser genial).

lunes, 2 de enero de 2012

Lo de dentro, lo de fuera y la realidad.

Esta es la historia de como tres canciones consiguen desvelarte a la una de la madrugada y hacerte escribir.

Extremoduro y su Ley Innata.

LO DE DENTRO:
Y dicen que mi vida es un exceso,
y yo me vendo solo por un beso.
¿Qué voy a hacer, si vivo a cada hora
esclavo de la intensidad?
Vivo de la necesidad.



LO DE FUERA:
Y ahora estoy en guerra contra mí alrededor,
no me hace falta ningún motivo.
Y es que soy
maestro de la contradicción,
y experto de romper lo prohibido...
Abrí los ojos para ver.
Con el destino me encontré,
de cara...
Si miro alrededor no puedo comprender, me da pereza.
Y si hay algún escalón para mi tropezón voy de cabeza.



Y la mejor... LA REALIDAD:
Y me busco en la memoria el rincón donde perdí la razón
y la encuentro donde se me perdió cuando dijiste que no.

Sin ser, me vuelvo duro como una roca
si no puedo acercarme ni oír
los versos que me dicta esa boca.
Y ahora que ya no hay nada, ni dar,
la parte de dar que a mi me toca,
por eso no he dejado de andar.